7 tips para encontrar una cuidadora perfecta

6 septiembre, 2017
7_tips_para_encontrar_una_cuidadora_perfecta

Elegir a una persona para que cuide de nuestro familiar mayor es una tarea delicada. Sentir temor es natural, pues queremos conseguir a la cuidadora perfecta, alguien que derroche conocimiento y confianza en todo momento.

Esta búsqueda no es fácil, cosa que ya debes de saber si has empezado a buscar. Sin embargo, aplicando las herramientas adecuadas podemos conseguir a esa cuidadora que hemos estado necesitando todo este tiempo.

Con los siguientes 7 tips, podrás encontrar una cuidadora perfecta para tu querido familiar. Los primeros 6 tips son referentes a lo que debemos buscar en una profesional del cuidado, mientras que el último consejo es para ti.

 

Tiene la personalidad adecuada

No todas las personas son compatibles con el rol de cuidadora. Este profesional debe disfrutar de la compañía de la persona mayor. De lo contrario, la experiencia puede volverse bastante desagradable para ambas personas. Una cuidadora perfecta muchas veces derrocha alegría y tiene un interés genuino en compartir con el anciano a cuidar.

 

Goza de paciencia

Una cosa es que disfrute la compañía de la persona mayor y otra muy diferente es que cuente con la paciencia suficiente para soportar todos los retos que el cuidado implica. Este es un punto clave, pues de él depende que el anciano a cuidar reciba un trato justo todo el tiempo.

 

Entiende las necesidades del adulto mayor

Muchas veces y por diferentes circunstancias, el anciano tiene dificultades para expresar lo que necesita en ese momento. Una cuidadora perfecta sabe, en el momento adecuado, qué es lo que la persona bajo su responsabilidad necesita, identificando al instante estas necesidades.

 

Hace las preguntas adecuadas

Cuidar exitosamente a un adulto mayor tiene mucho que ver con ser curiosos. Toda clase de situaciones pueden ocurrir, así que la ventaja está en poder predecirlas. Observar y preguntar activamente es lo que le permite al cuidador saber lo que el anciano no cuenta, muchas veces por incapacidad.

 

Demuestra conocimiento y experiencia

Como seguramente ya sabes, la geriatría es complicada. Esta es un área de servicio sanitario que implica enormes retos. Esto quiere decir que no cualquier persona está capacitada para hacerlo bien. Una persona idónea para hacer este trabajo debe contar con abundantes conocimientos y experiencia, la cual se refleja en cada una de sus acciones.

 

Hacen sentir al paciente como alguien especial

El trato que brinda una cuidadora perfecta es dulce y magnético. Cuando saben bien lo que hacen, estos profesionales pueden hacer sentir especial al anciano que cuidan. Esto es especialmente importante, pues la vejez está llena de retos emocionales que fácilmente pueden sumergir al anciano en una peligrosa depresión. Mantener la moral alta y la alegría a flote es un talento invaluable.

 

Para ti: escucha tu intuición

Nada de lo anterior vale si tú, en tu interior, consideras que la persona no es la más adecuada para hacer el trabajo. Es importante que escuches a tu intuición, pues eres tú quien conoce mejor al adulto mayor que requiere de cuidados especiales. Además considera su experiencia y si tiene algún respaldo institucional o agencia de cuidados en términos de contratos, capacitación y cómo responde en cualquier caso de percance.

Si sencillamente no lo sientes correcto o te falta más seguridad,  busca alternativas.

 

Fuente: davethecaregiverscaregiver